sábado, 21 de noviembre de 2009

V.P.


Tengo miedo
de ser un unicornio y no saberlo.
Esculpir mariposas en la noche
y no poder atesorar el cuadro.
Voy a encender
las velas de los muertos.
Gritar desnuda en la torre
llorar lo que no dije
abrir las piernas de mi madre
en su vientre nadar, nadar,
celebrar su vagina
la marquesina de colores
el cuento oral, improvisado.
Escribir con mi sangre
como duelen las flores
cuando existir es un anuncio inevitable.